Viñedos en el sur de FranciaPara algunos las vacaciones significan relajarse en la playa o ver monumuentos desde un autobús turístico, pero para otros es sinónimo de explorar activamente nuevos destinos y formar parte de la vida de los locales. Si pertenece al segundo grupo y siempre ha sentido curiosidad por el sur de Francia, aún está a tiempo de vivir el ritual anual de la vendimia, o la cosecha de uvas, que tiene lugar desde finales de agosto y se extiende al mes de septiembre.

Los tres requisitos imprescindibles son tener permiso de trabajo, estar en buena forma y tener un medio propio de transporte. Un “contrato de vendimiador” dura entre 8 y 15 días y le da derecho a trabajar de manera extenuante durante 35 ó 39 horas a la semana bajo todo tipo de condiciones climáticas. ¿Quién podría negarse? Recogerá algunas de las uvas más preciadas del planeta y además puede conocer a gente con sus mismos intereses que vienen de todas partes del planeta. Si la actividad en sí no le atrae puede disfrutar de las celebraciones que con motivo de la vendimia se celebran en la zona y en las que no tendrá ningún desgaste físico.

Aunque las opciones son interminables, las direcciones más prestigiosas están por la Provenza. Un buen punto de partida sería Aix en Provence, que cuenta en sí mismo con muchas atracciones además de las zonas que lo rodean con larga tradición vinícola. Por allí podrá visitar los chateaux y viñedos donde se producen los famosos tintos y rosados “Coteaux d’Aix”.

Si cree que una casa de 3 plantas sería su alojamiento perfecto, no puede encontrar nada mejor que esta casa con 1 dormitorio en el centro de Aix-en-Provence (207).

Un poco más al sur, al borde del mar en el pequeño pueblo de Cassis se puede disfrutar del majestuoso Calanques y degustar sus famosos vinos. Disfruta todo el año de un fantástico microclima del que se aprovechan 12 bodegas que desde los tiempos antiguos producen  caldos de los más codiciados entro los amantes del vino. Puede visitarlos para degustar allí mismo esta delicia.

Si se dirige al este desde Cassis, llegará pronto a Bandol, otro lugar muy apreciado entre el mar y las montañas.  En esta zona puede elegir entre el tinto, blanco y rosado, con más de 49 bodegas en la zona no podrá aburrirse ni un momento.

¿Buscas algo más pequeño? Nuestro apartamento de vacaciones de un dormitorio en Marsella (441) con unas vistas panorámicas desde la quinta planta satisfarán tus necesidades.

Si vas hacia el este desde Cassis, pronto te encontrarás en Bandol, otro precioso resort entre el mar y las montañas. Aquí hay disponible todo tipo de vino (rojo, blanco y rosado) y con 40 viñedos de donde elegir, ¡no te vas a aburrir!

Si al final necesita recuperarse de este tour de catas de vino puede alojarse en este retiro encantador situado en el pueblo de Sanary-sur-mer, en este precioso alojamiento decorado en blanco y negro – Sanary (857).

¿Ha estado en el sur de Francia durante la cosecha? ¿No le parece tentador?