Cerezos en flor en el Jardín Botánico de Brooklyn

Con la llegada de primavera (por fin) no hay un mejor momento para ir a disfrutar del Jardín Botánico de Brooklyn, el oásis urbano lleno de vida que ha servido de escapada verde para los neoyorquinos amantes de la naturaleza durante generaciones.

Fundado en 1910 en los terrenos de un antiguo vertedero de cenizas, este jardín botánico en el corazón de Brooklyn (en el cruce de Park Slope, Prospect Heights y Crown Heights) es ahora el hogar de más de 10.000 tipos de plantas y recibe a más de 900.000 visitates de todo el mundo cada año. Es conocido por sus paisajes espectaculares y por sus numerosas colecciones de plantas, pero también incluye el Conservatorio Steinhardt, que es la sede del Museo de Bonsais C.V. Starr, el Jardín de rosales Cranford, el Jardín de los niños y (ahora que Brooklyn se ha convertido en el escenario de tantas novelas) el Jardín de Shakespeare, que exhibe unas 80 especies de plantas que han sido mencionadas en las poesías y obras del afamado escritor.

Una de las colecciones más admiradas del Jardín Botánico es la plantación de cerezos, que con más de 200 árboles le convierten en uno de los mejores sitios donde disfrutar del espectáculo de la floración de los cerezos fuera de Japón. Dependiendo del clima los cerezos permanecen en flor durante alrededor de un mes cada año, y el comienzo de la floración suele ser desde finales de marzo a principios de abril. En el momento cumbre de la floración cada primavera, se celebra en el jardín un festival muy conocido, el Sakura Matsuri, que también sirve para celebrar Japón y sus tradiciones.

El mejor lugar para ver los cerezos en flor es la Esplanada de los cerezos, el Paseo de los cerezos y el Jardín con estanque Japonés. Completado en 1915 por el arquitecto paisajista Takeo Shiota, nativo de Japón, este jardín con estanque japonés fue el primero de este tipo en los Estados Unidos e incluye una cascada, el estanque y un auditorio Shinto, además de estructuras creadas con rocas. Fíjese con atención en el agua y los detalles, puede que vea alguna tortuga en los bordes del agua.

Cualquiera que visite Nueva York en primavera debería encontrar un momento para visitar el Jardín Botánico de Brooklyn. New York Habitat oferece algunos alojamientos en los vecindarios aledaños, lo que es conocido con el “Brooklyn de los brownstones” (las típicas construcciones del Nueva York de época). A continuación le sugerimos alguos apartamento:

– Si desea sumergirse en el Brooklyn de época nada mejor que este apartamento de 3 dormitorios en Brooklyn (NY-12865), situado en una casa de Prospect Heights de dos plantas que data del 1900, e incluye dos amplios dormitorios con camas tamaño queen y un tercer dormitorio con dos camas tamaño individual. Esta casa se encuentra a un corto paseo del Jardín Botánico de Brooklyn, el Museo de Brooklyn y todos los nuevos restaurantes de las cercanas Avenidas Washinton y Vanderbilt.

– No lejos de allí, este estudio completamente amueblado (NY-9842) en el barrio de Clinton Hill situado en una segunda planta de una casa histórica con un balcón que da al este sobre un jardín. En el barrio encontrará otras construcciones e iglesias muy bonitas, además del Instituto Pratt, el Parque Fort Greene y la Academia de Música de Brooklyn (BAM).

¿Tiene algún lugar favorito en el Jardín Botánico? ¿Quizás otras atracciones de la zona que recomendar? Hágalo a continuación, en la zona de comentarios