¿Piensa que París se disfruta más en verano o en la época de navidad? ¡Piénselo de nuevo! La capital francesa es un complemento perfecto para cualquier estación, por lo que tiene garantizado un viaje maravilloso, independientemente de la época del año en que visite esta ciudad. A continuación, se presentan algunos de nuestros eventos anuales favoritos para orientar su itinerario en la Ciudad de la Luz.

Feria Internacional de la Agricultura

Imagen de la Feria Internacional de la Agricultura
Las vacas y otro tipo de ganado son las estrellas de la Feria Internacional de la Agricultura

Es la feria agrícola de una semana de duración más grande a la que haya asistido. Desde sus orígenes como Competición Agrícola General en 1870, la Feria Internacional de la Agricultura ha crecido para mostrar no solo el ganado de Francia, sino también los mejores productos regionales, lácteos, orgánicos y vitivinícolas de docenas de países. Hay cuatro secciones separadas que constituyen la exhibición: caballos, ovejas, vacas, perros, gatos y otros animales de la granja; delicias gastronómicas como productos y vino; jardines de cultivos y vegetación; y debates profesionales sobre el negocio de la agricultura, que está en continuo cambio.

Para albergar su extenso escaparate, la Feria Internacional de la Agricultura se trasladó al Centro de Exposiciones Porte de Versailles y ha permanecido allí desde 1925. Como si quisiera coincidir con la llegada de la primavera, la feria normalmente se celebra en la última semana de febrero (a veces incluye los primeros días de marzo), de 9 a 19 h. Se puede acceder a este lugar fácilmente mediante el transporte público; el metro (la línea 12 tiene una estación denominada Porte de Versailles), el tranvía o el autobús le llevarán hasta allí. Las entradas cuestan 13 € para los adultos, 6 € para estudiantes y niños de entre 6 y 12 años, 9 € para personas discapacitadas y gratis para niños menores de 6 años. Mientras esté allí, sáquese una foto con el actual embajador de los animales de la exposición.

Carnaval de París

Es el equivalente francés al Mardi Gras (Martes de Carnaval) de Nueva Orleans y al Carnaval de Río de Janeiro. Los locales se han aficionado a salir a las calles para formar parte de la tradición parisina. El Carnaval de París data de hace cientos de años, cuando duraba desde el 7 de enero hasta el principio de la Cuaresma. Tradicionalmente, el festival juntaba a todos los estratos de la sociedad durante su mes de celebraciones, desde los bailes reales de las clases altas hasta los desfiles de la clase trabajadora.

Actualmente, el Carnaval de París solo dura un día, que normalmente es el domingo antes del Martes de Carnaval. Los juerguistas llegan en manada, vestidos con trajes de colores y, en muchos casos, llevan además máscaras. El evento es gratis, tanto si participa como si se queda viéndolo. El recorrido y la temática están sujetos a cambios, así que compruebe el sitio web oficial cuando se acerque la fecha para conocer más detalles.

Maratón de París

Imagen de la Maratón de París
Miles de corredores convierten la Maratón de París en uno de los principales eventos deportivos

¿Le gusta salir a correr? ¿Disfruta contemplando las vistas desde grandes multitudes? Si ha contestado afirmativamente a estas dos preguntas, puede que le interese correr la Maratón de París, la cual está en la misma categoría que las de Nueva York o Londres por su popularidad. Miles de corredores que representan a cientos de países en el mundo competirán por el título durante 42 km y 192 m. Hace falta entrenamiento, por supuesto, pero el recorrido es incomparable: la carrera empieza a lo largo de los Campos Elíseos, pasa por el río Sena, a través del Bosque de Boulogne y acaba en la Avenue Foch. Los corredores pasarán zumbando las vistas espectaculares de los paisajes parisinos más emblemáticos: la Torre Eiffel, el Arco del Triunfo y la Catedral de Notre-Dame (descubra otras atracciones turísticas destacadas de París aquí).

Aprovechando el tiempo primaveral, la Maratón de París se celebra normalmente un domingo de abril. Para participar, hay que inscribirse. Como se animan muchas personas, las plazas son limitadas; apúntese lo antes posible desde que empieza la preinscripción en septiembre. La carrera cuesta unos 55 € y los precios aumentan a partir de octubre. Es obligatorio tener una autorización médica (que abarque el año de la fecha de la maratón, no solo un día) para participar, y los corredores se organizan según horas de salida por colores, de acuerdo con su capacidad para correr. También hay disponibles otras opciones, como esprintar como parte de una asociación o correr en la carrera para discapacitados.

Feria del Trono

Imagen de la Feria del Trono
Esta noria gigante es una atracción clásica entre muchas otras en la Feria del Trono

Se puede disfrutar de un día perfecto para las familias en la Feria del Trono, una feria parisina muy querida. En los años 1100, la Rue du Faubourg Saint Antoine se convirtió durante siglos en un mercado en el que se vendían pasteles (incluido el famoso pan de jengibre del bazar) y donde los acróbatas entretenían a las masas. Con el tiempo, la feria se ha reubicado y expandido; actualmente, se sitúa en el Bosque de Vincennes, sobre la zona de césped conocida coloquialmente como la Pelouse de Reuilly. La feria deleita a los invitados con una noria gigante, circuitos emocionantes, juegos de carnaval y el entretenimiento más vanguardista.

Este evento dura dos meses, desde abril hasta junio, entre las horas del mediodía y de la medianoche (los sábados se alarga hasta la una de la mañana). ¿Hay algo mejor que la extensa duración del festival? ¡Que la entrada es gratuita! Tenga en cuenta que los extras (comida, circuitos y otras atracciones turísticas) están sujetos a un coste. Se puede acceder fácilmente a la feria mediante la estación de metro Porte Dorée, línea 8. Nuestros apartamentos amueblados de París le permitirán planificar su experiencia del festival en nada de tiempo.

Noche de los Museos

Durante una noche al año, los museos de París dejan sus puertas abiertas para aquellos que buscan un respiro de lo cotidiano. Las horas nocturnas sacan a relucir un aspecto diferente de todas las obras que se exponen, algunas de las cuales están iluminadas con luces específicas. Durante la celebración, tienen lugar eventos especiales, y los vestíbulos de los museos están llenos de gente hasta que el reloj da la medianoche. Esta noche mágica es conocida como la Noche de los Museos.

Las galerías que participan se encuentran por toda la ciudad, incluidos algunos titanes del mundo de los museos: el Museo de Arte Moderno de la ciudad de París, el Castillo de Versalles y el Louvre. Dado que son gratuitos, excepto algunas exposiciones, espere que haya largas colas de gente para cada institución. Familiarícese con un mapa de los museos y estaciones de metro cercanas para aprovechar al máximo su tiempo; la Noche de los Museos solo dura desde las 18 h hasta la medianoche y se celebra en mayo.

Fiesta de la Música

Imagen de la Fiesta de la Música
Una banda de jazz toca para el deleite de los viandantes durante la Fiesta de la Música

Los amantes de la música, tomen nota: la Fiesta de la Música le tendrá cantando todo el día. El festival, que se celebra cada 21 de junio, festeja la música por toda Francia. Sus objetivos son simples: promover el talento de los músicos, profesionales o no, y patrocinar los conciertos gratis para que la gente disfrute. Se celebran todos los géneros musicales y se anima a todo el mundo a que escuche las canciones, ya sea en su casa, en el metro o en la calle.

El espectáculo de 24 horas de duración tiene la ventaja de que el 21 de junio hay unas horas extra de luz del día, ya que se trata del solsticio de verano en el hemisferio norte. Desde que se inauguró la Fiesta de la Música en 1982, el evento se ha expandido más allá de París, a otras ciudades de Europa, las Américas, Asia, Australia, África y Oriente Medio. Es la excusa perfecta para deambular por la capital de París, mientras se descubren melodías valiosas y el poder de la música; un lenguaje que traspasa los límites culturales.

Desfile del Orgullo Gay

En un día mundial de festividades, el Desfile del Orgullo Gay de París es la respuesta de Francia a la celebración global de la población LGBTQ. Los miembros de la comunidad, sus familias, amigos y aliados salen a las calles de la ciudad para desplegar un colorido de carrozas, globos y millones de banderas del arco iris. El desfile reconoce las contribuciones culturales y los progresos de la comunidad de LGBTQ (lo cual incluye la legalización del matrimonio homosexual en Francia), y llama la atención sobre causas que todavía no se han conseguido.

El recorrido del desfile de 2014 empezó a las 14 h, a finales de junio, en la Plaza Edmond Rostrand. Pasó por el Boulevard Saint-Michel con destino a la Plaza de la Bastilla y acabó en la Plaza de la República a las 16 h. Este es el recorrido general del desfile, pero puede cambiar de un año para otro. Observar el desfile es gratuito y las celebraciones continúan después del recorrido; desde las 16 h hasta las 21 h, los juerguistas continúan la fiesta en la última parada del desfile. El distrito de Le Marais, conocido por su amplio grupo de LGBTQ, también patrocina muchos eventos relacionados con el Desfile del Orgullo Gay en sus diferentes discotecas y restaurantes durante la noche. Para saber más sobre Le Marais, pinche aquí.

Fuegos artificiales del Día de la Bastilla y Desfile Militar

Los fuegos artificiales y la Torre Eiffel iluminada cierran el Día de la Bastilla con una costumbre inolvidable.
Los fuegos artificiales y la Torre Eiffel iluminada cierran el Día de la Bastilla con una costumbre inolvidable.

No hay mejor lugar para conmemorar el día de la Fiesta Nacional francesa que en el corazón de París. El Día de la Bastilla es el aniversario del 14 de julio del asalto a la prisión de la Bastilla, ampliamente considerado como el inicio de la Revolución Francesa. Lo primero, busque un sitio para contemplar el desfile militar continuo más viejo del mundo: el Desfile Militar del Día de la Bastilla. Cada año, miles de soldados procedentes de numerosos regimientos (algunos internacionales) marchan desde el Arco del Triunfo, por los Campos Elíseos, hasta que llegan a la Plaza de la Concorde. Allí, el actual presidente francés, sus adjuntos y los embajadores de todo el mundo dan la bienvenida a los militares. El desfile empieza alrededor de las 10:45, con un desfile de aviones antes de que desciendan las tropas, y dura hasta mediodía.

El Día de la Bastilla es conocido por sus tradiciones extravagantes, incluidos los bailes de los bomberos por toda la ciudad (en los que los parques de bomberos abren sus puertas para hacer demostraciones o poner música; la entrada es gratuita o se paga un donativo). Igualmente, es tradicional el Baile del 14 de julio (en el que los invitados se visten con trajes elaborados y bailan en el lugar de la prisión de la Bastilla; normalmente se celebra el 13 de julio a pesar de su nombre).

Para cerrar la noche, sea testigo de un despliegue increíble de Fuegos artificiales del Día de la Bastilla, con la Torre Eiffel en el centro de todo. Únase a la multitud en el Campo de Marte (gratis, por supuesto, y como es de esperar, donde no cabe ni un alfiler) o reserve un crucero por el Sena (no tan gratuito pero romántico y donde sí podrá respirar) para contemplar el espectáculo. Un final encantador para un día de júbilo.

Playas de París

Imagen de las Playas de París
Las multitudes se reúnen a lo largo de las playas improvisadas durante el mes de las Playas de París

¿Siempre ha querido llevar las playas del sur de Francia a París? Puede que no sea exactamente lo mismo, pero las Playas de París se acercan bastante. Tomar el sol en la orilla del Sena ahora es posible gracias al programa de playas artificiales. También encontrará vendedores de helados, patinadores y tai-chi en el lugar de origen, el cual se alarga desde el Louvre hasta el Puente de Sully en la Rive Droite, u orilla derecha del Sena. Hay una segunda zona, en la Rive Gauche (orilla izquierda) del Sena, que se extiende desde la Rotonde de Ledoux hasta los antiguos Magasins Généraux, cerca del Bassin de la Villette. En este lugar, descubrirá más actividades dinámicas, como el kayak, barcas y otros deportes acuáticos.

En origen era una instalación para parisinos que no podían escaparse de la ciudad durante el verano. Actualmente, las Playas de París son populares y bien acogidas tanto por los locales como por los turistas. Dura desde finales de julio hasta finales de agosto; las playas están abiertas de las 8h hasta la medianoche. Relajarse es gratis, pero los añadidos, incluidos el complejo de deportes acuáticos situado en el Bassin de la Villette, le saldrán por unos euros. Hacer topless, al contrario de la mayoría de las playas francesas, está prohibido, al igual que bañarse en el Sena. Por supuesto, si le motiva hacer un viaje al sur de Francia, le podemos ayudar.

Días del Patrimonio

En 1983, el Ministerio de Cultura francés patrocinó un conjunto de días en los que los monumentos históricos, que normalmente no son accesibles al público, abrían sus puertas a todo el mundo. Fue una idea excelente y el programa se estableció de forma oficial en 1991. Actualmente, el objetivo no ha cambiado: las oficinas gubernamentales (como el Ayuntamiento de París), patrimonios privados y otras zonas históricas son algunos de los lugares que participan en este evento.

Las fechas cambian cada año, pero los Días del Patrimonio se suelen organizar en un fin de semana de mediados a finales de septiembre. La mayoría de los sitios tienen entrada gratuita, con algunas excepciones, y se ubican por toda París. Probablemente habrá largas colas, por lo que tenga esto presente mientras planea sus vistas para el fin de semana. Le recomendamos un recorrido por el backstage del Moulin Rouge, si se puede, para vivir una experiencia legendaria de la cultura francesa.

Noche Blanca

Imagen de la Noche Blanca. Foto de Marc Verhille.
Los artistas usan París como su lienzo en blanco para crear instalaciones por toda la ciudad que cautiven durante la Noche Blanca. Foto: Marc Verhille.

Si pensó que la Noche de los Museos fue mágica, entonces la Noche Blanca es una maravilla que debe contemplar. Justo cuando las hojas están empezando a mudar su verdor por los tonos rojo y oro, París se transforma en una exhibición de arte interactiva durante una noche. Cada año, directores artísticos diferentes toman el timón para crear instalaciones magníficas en diferentes barrios de la ciudad, donde los nativos y visitantes pueden interactuar con el arte, la música y el teatro de forma natural e inesperada. El mundo interior también participa en las festividades, con galerías de arte abiertas a altas horas de la noche.

La Noche Blanca normalmente se celebra el primer sábado de octubre, entre las 19 h y las 7 h. La mayoría de las exhibiciones son gratuitas, pero algunas (especialmente las que se encuentran dentro de los museos) pueden costar dinero. Desde el atardecer hasta el amanecer, París se iluminará de una forma que no habrá visto nunca antes; no se lo pierda. (Un alojamiento bed & breakfast en París sería un hospedaje perfectamente pintoresco mientras explora la Noche Blanca y París en otoño, ¿no le parece?)

Temporada navideña en París

Imagen de las Galerías Lafayette en Navidad
las Galerías Lafayette van a por todas durante las navidades; el altísimo árbol de Navidad y su decoración elaborada son testimonio de ello.

La Navidad es una época hermosa para pasarla en la Ciudad de la Luz; y París se toma muy en serio su apodo durante el mes de diciembre. Los Mercados Navideños se pueden ubicar en casi cualquier esquina de la ciudad (desde los más grandes en los Campos Elíseos hasta los más diversos en La Défense y los más pintorescos en Montmatre), donde encontrará abalorios preciosos, dulces de invierno como el pan de jengibre y el vino caliente con especias, guirnaldas, muchas tiras de luces e incluso… el mismo Papá Noel. Los Campos Elíseos se convierten en el escenario de otro espectáculo: Las luces de Navidad brillan a lo largo del bulevar. Unas, adornan los árboles y otras, rebotan desde los proyectores e inundan la avenida con incluso más luz. Estas se despliegan desde el Arco del Triunfo hasta la Plaza de la Concorde (las luces se pueden contemplar desde finales de noviembre hasta la primera semana de enero).

Similar a los escaparates de Macy’s en Nueva York y de Harrods en Londres, las Galerías Lafayette, situadas en el Bulevard Haussman, igualan sus productos lujosos con decoraciones exuberantes en los escaparates. Debido a la temática de 2013, “La Bella y la Bestia”, se adornó el aspecto de los grandes almacenes con rosas, candelabros y otros toques románticos. Entre en las Galerías para admirar el gigante árbol de Navidad que se encuentra debajo de la lujosa cúpula.

¿Quiere practicar giros como los de Biellmann y doble toe loops? Se instalan muchas pistas de patinaje sobre hielo en París solo para la ocasión. Puede examinar a las masas en la Patinoire de L’Hôtel de Ville (la pista de patinaje más popular de la ciudad), justo en frente del ayuntamiento, donde se ha separado un espacio para niños y principiantes. O puede preferir la Patinoire de Cinq Continents, en los Campos Elíseos, mientras se da un respiro de las compras de Navidad. (La tercera opción es Trocadero, que también se recomienda por sus vistas de la Torre Eiffel). Todas las pistas de patinaje tienen sus propios horarios de apertura y cierre, tanto en fechas como en horas, pero en la mayoría, la entrada es gratuita y solo te cobran unos euros por alquilar los patines. Añada un apartamento a su lista de cosas para hacer en las vacaciones mientras disfruta de la temporada navideña en París.

Lectores, ¿cuáles son sus tradiciones parisinas favoritas?